viernes, 8 de enero de 2016

Otro horrendo crimen del estado fascista de Turquía: Fueron asesinadas tres luchadoras kurdas.


Las autopsias confirmaron que Sêvê Demir, Pakize Nayir y Fatma Uyar, tres militantes de la causa kurda y los derechos de las mujeres, fueron asesinadas a sangre fría en la localidad de Silopi, a pesar de que el gobernador del distrito de Şırnak, se apresuró a declarar que habrían caído en un “enfrentamiento”.  /   Las compañeras caídas eran Sêvê Demir, militante del DBP y organizadora de la Marcha Mundial de las Mujeres; Pakize Nayir, de la Asamblea Popular de Silopi y Fatma Uyar, integrante del Congreso de las Mujeres Libres, el KJA.

Este horrendo crimen ocurrió a pocos días de la conmemoración de otro con similares características: el de Sakine Cansiz, Fidan Dogan y Leyla Soylemez, quienes fueron brutalmente asesinadas en París el 10 de enero de 2012 por agentes del servicio secreto turco, el MIT. /   Los ataques forman parte de una ofensiva militar contra el pueblo kurdo, que luego de haber declarado su autonomía en decenas de ciudades del sudeste de ese país, está sufriendo las consecuencias del estado de sitio decretado por el presidente fascista Erdogan.

Desde Convergencia Socialista, integrante del Comité Kurdistán de la Argentina, repudiamos este crimen y convocamos a todas las personalidades y organizaciones que se reclamen democráticas, antiimperialistas, de izquierda o populares a organizar acciones solidarias con el heroico pueblo kurdo.

No hay comentarios: