viernes, 29 de mayo de 2015

Sigamos el ejemplo de los aceiteros, que rechazaron el tope salarial de Cristina: ¡El 9 de junio hagamos un Gran Paro Activo Nacional!

Los aceiteros paralizando la producción en Rosario y toda la región cercana a esta ciudad.
Los dirigentes más alcahuetes del gobierno -como los de la UOM, UOCRA, UPCN y Comercio- firmaron un acuerdo por debajo del 30% reclamado por ellos mismos, arrodillándose ante Cristina. La presidenta les impuso el mandato de las grandes empresas, que pusieron el grito en el cielo frente al reclamo de las bases de recuperar el poder adquisitivo perdido por la inflación.

Mientras tanto continúan peleando los aceiteros, que llevan más de 24 días de huelga paralizando los puertos de Rosario, porque cuando la cámara empresarial aceptó -debido a la presión enorme de la lucha- un 36% el gobierno salió a impugnarlo. ¡Otra demostración más de que Cristina, Kiciloff y compañía juegan para el equipo de los monopolios y no para el de los obreros!

¡Los trabajadores tenemos que seguir el ejemplo de los compañeros aceiteros, diciéndole NO al tope salarial, a los despidos y la prepotencia patronal! Para eso contamos con la oportunidad de tomar en nuestras manos el Paro del 9 de Junio convocado por la CGT de Moyano y los gremios del transporte. A pesar de que esta gente no nos defiende en serio, debemos aprovechar el llamamiento para hacer sentir nuestra bronca.

Para eso el Paro tiene que ser Activo: las calles se tienen que llenar de movilizaciones, piquetes y asambleas en las que se les exija a los dirigentes la continuidad de la pelea hasta derrotar el techo salarial. El Frente de Izquierda y los sectores combativos tienen que garantizar esto, convocando a reuniones de coordinación y a un Gran Encuentro Obrero que sirva para darle cuerpo y forma a esta lucha y a su profundización mediante un Plan de Lucha en serio. 

No hay comentarios: